Albert Camus:“Fue asombroso que muchos hombres que entraron en la resistencia no fueran patriotas de profesión.
Pero el patriotismo, en primer lugar, no es una profesión.
Es una manera de amar a la patria que consiste en no quererla injusta... y en decírselo”.

sábado, 14 de agosto de 2010

LA INDUSTRIALIZACIÓN

LA INDUSTRIALIZACIÓN que se inició en ese gobierno, lamentablemente dejó a pie al agro, razón que explica el proceso de emigración campo-ciudad, acentuando, el agro; su estancamiento, su falta de modernización y el mantenimiento del latifundio con sus “patricios” para reforzar el prestigio que daba la tenencia de la tierra, la famosa mentada “propiedad privada”, donde la votación rural podía ser controlada a su voluntad, asegurando sillones en el parlamento. Los últimos vestigios de estos, son viejos parlamentarios que alcanzamos a conocer como el matrimonio Philipi – Saenz y el patriarca Onofre Jarpa. Que recibieron pagos, digamos préstamos,… de la Caja de Crédito Hipotecario equivalentes a un subsidio estatal per se.


Esto significó que la agricultura chilena fuera la más retrógrada de la región americana. Para qué trabajar con eficiencia si hay subsidio y el estado importa alimentos. Vistas así las cosas por las “autoridades del exterior” llámese los Estados Unidos de Norteamérica, su arma secreta, la Alianza para el Progreso se despacha esta declaración:

La reforma agraria debe “reemplazar el latifundio para dar vida a un sistema de propiedad más equilibrado, de modo tal que la tierra sea para el hombre que la trabaja, la base de su estabilidad económica, el elemento básico para un progresivo bienestar y la garantía de su libertad y dignidad
¡Qué me dicen! Nadie puede llamar a esto, activismo de izquierda si viene del Ojo de Águila sobre todo si se considera que esta supuesta distribución de la tierra pudiera alimentar al país y eventualmente exportar. Con todo,  la Reforma agraria fue iniciada por la Iglesia Católica sin tener claro el tremendo efecto perturbador que tendría en los antiguas propietarios de la tierra que verían mermada su cuota de poder en el Congreso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada